sábado, 13 de octubre de 2012

La vuelta al mundo para abrazarte por la espalda.

Algo así como amarrarme a tus caderas y anclarme a tu boca con un beso que no termine y que mis manos viajen como estrellas fugaces por el cosmos de tu cuerpo entero. Verte sonreír mientras te digo que eres lo mejor de mi vida. Y que el amor nos haga juntos.
J. Porcupine